InicioEn portadaCHROSZIEL ZOOM SERVO CDM-MK-Z. Para ópticas Fujinon MK 18-55 y MK 50-135

CHROSZIEL ZOOM SERVO CDM-MK-Z. Para ópticas Fujinon MK 18-55 y MK 50-135

Chrosziel_CDM-MK-Z

El accesorio perfecto para completar un conjunto extraordinario

 

Laboratorio realizado por Luis Pavía

El campo profesional se caracteriza por contar con herramientas de excelente nivel de calidad y elevados grados de especialización. Hoy contamos con uno de esos extraordinarios componentes desarrollado por uno de los mejores fabricantes independientes de accesorios para la industria del cine y la televisión: Chrosziel. Ampliamente reconocido, entre otros componentes, por sus sistemas de control de ópticas.

 

El servo para zoom que hemos tenido ocasión de probar en esta ocasión, CDM-MK-Z, se caracteriza por estar específicamente diseñado para las nuevas ópticas de gama cine de Fujinon, los excelentes 18-55 y 50-135, ambos T2.9, que comparten exactamente las mismas dimensiones físicas.

 

Su control mediante LAN-C lo hace compatible con todos los mandos remotos de cualquier marca que utilizan este protocolo y, gracias a sus dos conexiones, resulta idóneo en cámaras como las Sony FS-5 y FS-7 cuyas sofisticadas empuñaduras mantienen todas sus funciones hacia la cámara a través del servo.

 

Para nuestro análisis, completamos el dispositivo de Chrosziel con una óptica Fujinon 18-55 y cámaras Sony FS-5 y FS-7. Desde aquí agradecemos la colaboración de Fuji y Sony para este análisis.

 

Chrosziel_CDM-MK-Z_2

 

El equipo consiste en una pequeña y ligera caja que se adapta y fija a la óptica de forma segura con dos tornillos en cuestión de segundos, y que no precisa de ningún ajuste ya que el encaje de los elementos en general, y del engranaje en particular, es simplemente perfecto. No hay margen para el error y admite dos posiciones para dejar espacio libre a un lado u otro de la óptica en función de nuestras necesidades.

 

Las conexiones también son rápidas y sencillas: el cable LAN-C que viene de la empuñadura y otro desde el servo hasta la cámara para mantener todas las funcionalidades. Incluso se dispone de un prolongador de mini Jack para poder ubicar el mando remoto o la empuñadura algo más lejos de la óptica. Y por último, el cable de alimentación desde el LEMO 0B de 5 pines del servo. El suministrado tiene terminación D-Tap para el conector adicional de distintos tipos de baterías, pero existen otros modelos disponibles. La alimentación es muy versátil, ya que el rango de alimentación es de 10 a 30v.

 

También nos encontramos con un puerto mini USB para actualizaciones de firmware y un led, que parpadea unos segundos al conectarlo por primera vez mientras que el sistema se calibra con la óptica y los topes de la escala de zoom. Este procedimiento es automático, sin necesidad de intervención alguna por nuestra parte, pudiendo ver cómo acciona el zoom a distintas velocidades durante el proceso.

 

Una vez montado el manejo es una delicia. Muy sensible al tacto, responde de forma inmediata y ofrece una suavidad extraordinaria. En este aspecto podríamos destacar que el arranque y la parada son suaves y que los cambios de velocidad en el zoom, a medida que vamos pulsando la leva, son progresivos, sin los saltos perceptibles de otros conjuntos. Y este es el punto en el que los equipos como este comienzan a distinguirse de otros.

 

Chrosziel_CDM-MK-Z_3

 

El propio protocolo LAN-C tiene sus ventajas y sus limitaciones. Así como los mandos de zoom, en los que los más sencillos sólo comandan 8 niveles de velocidad para el accionamiento del zoom mientras que los más sofisticados pueden hacerlo de forma continua. Pues bien, con el fin de mejorar el comportamiento de cualquier mando, este equipo de Chrosziel admite la configuración de su respuesta.

 

Manteniendo pulsada la leva de zoom durante 5 segundos se puede cambiar entre distintos modos, como el “documental” o el “silencioso” en los que se limita la velocidad de accionamiento de zoom al 60% y al 40% de la velocidad máxima del modo “live”, para que el movimiento durante la grabación sea aún más suave y fluido de lo que permitirían nuestros controles sin él. Por supuesto, sin perder ni tacto ni suavidad a bajas velocidades.

 

Además, las actualizaciones de firmware permitirán añadir compatibilidad con nuevas ópticas que irán apareciendo en el futuro, así como posibles nuevas opciones de configuración.

 

En definitiva, un dispositivo excelente que facilita obtener el máximo partido de unas ópticas excelentes y permite mejorar las prestaciones de cualquier mando remoto del que dispongamos para su accionamiento.

 

Chrosziel_CDM-MK-Z_4

 

Atresmedia afianza s
wTVision lleva sus f
Calificar este artículo