InicioEn portadaCanon XF705: versatilidad extrema

Canon XF705: versatilidad extrema

Perspectiva lateral agarre Canon XF705

Hoy probamos la Canon XF705, una cámara de sensor de una pulgada orientada a la captación profesional broadcast. Si bien es cierto que de forma general desde hace unos años es el contenido el que manda por encima de los medios técnicos, dentro de la profesión hay infinitas situaciones en las que lograr un contenido determinado precisa de herramientas necesarias. Este es el caso de la Canon XF705, una cámara profesional con zoom y controles manuales con grabación 4K hasta 50/60p y 100/120p en HD.

Laboratorio realizado por Álvaro Bernal

Es una cámara profesional pensada para trabajos muy diversos. Contar con un sensor de una pulgada nos permite dos cosas muy demandadas. Una es tener cierto margen de maniobra para emplear la profundidad de forma narrativa llevando el foco donde la historia lo requiera y otra es el rendimiento con poca luz. Es obvio que nada es perfecto, pero este tamaño de sensor con la tecnología actual permite cierto desenfoque selectivo, en especial con zooms medios y largos y un rendimiento mejorado con poca luz frente a las cámaras de sensores más pequeños. De momento, estos sensores no tendrán la reducida profundidad de campo de los sensores de 35 y formato completo ni su luminosidad, pero cualquiera que sepa del tema sabe que muchos contenidos son imposibles de grabar con esas cámaras ya que la realidad delante de la cámara no permite ese uso de ellas. Es ahí donde las cámaras  “broadcast” (ya no es fácil encontrar una definición al gusto de todos) entran en juego. Documentales, reportajes, noticias, etc. Siendo realistas, según las expectativas actuales, muchos contenidos requieren de varios tipos de cámara. En muchos programas de TV vemos el empleo de cámaras de sensor grande para la parte ficcionada o bajo control, sensores de una pulgada como es el caso para seguimientos, planos lejanos, de acción, etc., cámaras estabilizadas, mini cámaras, etc.

Lo que define a la XF 705 es su lente zoom con un rango de 25,2 a 382,5 con referencia a sensor de 35 y una apertura de 2,8 en angular que cae a 4,5 en la máxima posición de tele. Como no puede ser de otra manera, controlamos manualmente si deseamos zoom, iris y foco. Obviamente todos estos parámetros se pueden gestionar de forma automática con excelente desempeño. Cada situación requerirá una u otra forma de trabajo. Por tanto tenemos 15 aumentos en 4k que serán 30 en HD con una excelente conversión digital. Ya pasó el tiempo en el que el zoom digital arruinaba la imagen, ahora en HD es 100% funcional. La estabilización de la imagen es óptica con 5 ejes con varios modos de funcionamiento. Si bien es cierto que en el momento actual los estabilizadores de cámara están presentes en casi toda producción, poner una cámara de las dimensiones de la XF 705 en un “gimbal” sería pocas veces útil. Otras cámaras harían mejor esa función. Pues bien, el estabilizador en la lente lo que pretende es que en el uso habitual de esta cámara tengamos una imagen válida con mucho zoom, caminando detrás de alguien, dentro de un coche, embarcación, etc. La calidad de la lente la podemos definir con serie L de Canon, y sí, hay una diferencia visible respecto a por ejemplo su hermana pequeña la 400/405 en cuanto al rendimiento del zoom. Aquí la imagen se ve contundente, con buena definición en rangos largos del zoom.

Ajustes y controladores de la Canon XF 705

En el cuerpo de la cámara tenemos los botones para los filtros electrónicos ND de 1/4 ,1/16 y 1/64, funcionan de forma rápida y los botones como todos los que hay en el cuerpo de la cámara son grandes, sólidos y bien situados.

Como hemos comentado, la cámara graba 4k hasta 60p y para ello emplea un fichero especialmente eficiente, el reciente H265. Los tiempos cambian, vamos a ver en los próximos años como los ficheros reducen su tamaño y la calidad global aumenta. Canon ha dado un golpe en la mesa y en económicas tarjetas SD graba 4k a 60p en 422 10 bits. Así están las cosas. No todo es perfecto, inicialmente pocos software de edición contemplan este codec y requiere conversión. Como bien sabemos en pocos meses la situación se normalizará. Por descontado la cámara tiene otros muchos formatos, pero creo conveniente ceñirnos a lo que hace a su máxima calidad. Como era de esperar tenemos HDR y curvas Log. En esencia la idea es que la XF 705 se integre perfectamente en un flujo de trabajo con C200 y C300 por ejemplo. Cabe destacar que podremos sacar todo el potencial de la cámara a grabadores externos por las conexiones HDMI y 12G-SDI. Muy de agradecer es que exista una “curva HDR cómoda” (HLG) para obtener mucho de lo bueno del HDR sin mayor complicación en la edición. Recordemos que no siempre es posible un flujo de trabajo “LOG” ya que requiere controlar bien lo que hay delante de la cámara y muchas de las situaciones donde la XF 705 se defiende bien son así, por lo que esta curva nos dará lo mejor del sensor. Todos hemos experimentado grabar en Log y quedar decepcionados posteriormente pensando que era todo recuperable en la edición. Como es de esperar, podemos poner en cámara curvas LUT que nos permiten ver la realidad de lo que grabamos cuando empleamos la opción de grabación LOG. El asunto está bien resuelto ciertamente.

La imagen que obtenemos compensa el precio y dimensiones de la cámara ya que estamos muy condicionados por el rendimiento de los teléfonos y cámaras pequeñas siempre mostradas en condiciones de máxima luminosidad y dirección de la luz. Pero hay vida más allá de amaneceres fantásticos con el sol de espaldas. El trabajo real suele ser en condiciones de muy poco contraste, o mucho, y es ahí donde las cámaras como la XF 705 permiten un resultado de expectativa profesional. Por citar algo muy visible aunque no seamos profesionales es el rango dinámico. Este sensor sin llegar al nivel de los grandes, gestiona esas situaciones de forma digna.

Como hemos dicho, la grabación es en tarjetas SD. Dispone de dos ranuras y podemos duplicar la grabación o hacer que al terminar la primera tarjeta pase a la segunda. Algo muy necesario en grabaciones largas como por ejemplo conciertos o actividades deportivas. El rendimiento con baja luz es muy válido. Sin ser el apabullante de los sensores grandes no aparecen artefactos o una imagen granulosa en la que los colores se distorsionan.

Canon XF705 camcorder perspectiva

La pantalla táctil me ha gustado especialmente. 4 pulgadas, muy separada, casi a la altura de la lente, con la posibilidad de rotarla a los dos lados. Estando tan separada podemos grabar mirando muy cómodamente a la pantalla y hacer foco con el fantástico sistema de autofoco dual pixel. La verdad es que me encanta esta forma de enfocar. Podemos tocar en el 80% de la pantalla y cambiar el plano de enfoque de forma muy rápida. Solo en condiciones de bajo contraste el sistema se ha mostrado perezoso o errático. Disponemos de varios modos de autofoco, podemos cambiar la velocidad en la que cambia el foco de un plano a otro, seguimiento de caras, etc.

El autofoco es una prestación que ya es funcional profesionalmente hablando incluso para los más reacios. Es un sistema que no para de progresar y que de una forma u otra está presente en todos los fabricantes.  El visor de la cámara es igualmente funcional, grande y muy nítido, da mucha confianza. El cuerpo de la cámara es robusto con rosca de 1/4 para accesorios en la empuñadura y todo lo que esperamos, como muchos botones de acceso directo a las funciones principales y otros tantos para personalizar las funciones que más empleemos que no tengan botones directos. El audio está bien resuelto. Un conector de micro KLR en la empuñadura y otro en la parte trasera junto a las conexiones de salida de video, cascos, etc. bien pensado. Todas las conexiones están bien protegidas. El peso de la cámara es de unos 2,5 kilos. La ergonomía de la cámara es la que es. Todos los fabricantes adolecen del mismo problema. Perfecta en trípode pero agotadora en la mano. La XF 705 tiene un pequeño apoyo en su parte trasera que yo esperaba que pudiera moverse porque solo con un poco permitiría apoyarla en el hombro y encuadrar con la pantalla tan alejada del ojo, una pena. Sin duda el mercado de accesorios resolverá esta situación. Finalmente destacar que dado su carácter profesional, podemos emplear el control remoto opcional RC-V100 y la transmisión en tiempo real por cable o WIFI de archivos FTP.

HbbTV anuncia los no
serena: Ingeniería
Calificar este artículo